5 minuto leído

Mindfulness para niños

Si está tratando de convertirse en un padre más activo, de estar más involucrado en el desarrollo y el bienestar de su hijo, entonces definitivamente debería leer esto.

 

Si su hijo tiene problemas de estrés, ansiedad, preocupación crónica o síntomas relacionados, la atención plena es una práctica que puede ayudar, especialmente las actividades de atención plena.

 

¿Qué es el Mindfulness?

two children relaxing on the couch enjoying mindfulness for kids

Puede ser difícil definir mindfulness en una sola frase. Hay demasiadas definiciones. Sin embargo, para los niños, lo mejor es simplificar la definición al máximo.

Si quieres explicarle a tu hijo qué es el mindfulness, te invitamos a utilizar una definición como ésta:

 

Mindfulness significa ralentizar el pensamiento

Cuando eres consciente, pones toda tu atención y te concentras en lo que está sucediendo ahora mismo, en este preciso momento.

No piensas en lo que has desayunado esta mañana ni en lo gracioso que has dicho a tus amigos a primera hora del día. No piensas en los deberes que tienes que hacer esta tarde ni en las ganas que tienes de que llegue el fin de semana.

Con la atención plena, no haces nada más que concentrarte en el momento que está sucediendo ahora mismo. Para ello, puedes utilizar muchas técnicas diferentes. Por ejemplo, puedes centrarte en tu respiración, fijarte en todos y cada uno de los pensamientos que se te pasan por la cabeza o decirte un "mantra" (frase favorita).

 

¿Por qué los niños necesitan Mindfulness?

Aproximadamente 4,4 millones de niños estadounidenses de entre 3 y 17 años han sido diagnosticados de ansiedad.

Si te preguntas cuáles son los beneficios del mindfulness para los niños, aquí tienes algunos de ellos. La meditación para niños puede:

 

1. Ayudarles a evitar las distracciones

Los niños suelen distraerse fácilmente. El mindfulness mejora la concentración, lo que les permite completar las tareas de forma más eficiente y con mayor facilidad en general.

 

2. Promover la alegría

La atención plena permite a los niños abrir sus corazones y mentes, lo que naturalmente promueve más alegría y felicidad.

 

3. Enséñales a lidiar con el estrés

A menudo, los niños se adentran en la adolescencia y la juventud sin las herramientas necesarias para manejar el estrés.

La atención plena es una práctica fantástica para ayudar a manejar los momentos de estrés porque ralentiza la mente y el cuerpo al mismo tiempo. Al centrarse sólo en el momento presente, no es posible rumiar. Además, si puedes controlar y calmar tus pensamientos, también puedes reducir tu ritmo cardíaco y disminuir la respiración pesada y rápida y otros síntomas físicos del estrés.

 

4. Fomentar la paz y la calma en el hogar

Por último, como padre, enseñar a tus hijos mindfulness puede ayudarte a mantener tu casa más calmada y tranquila. Esto se debe a que los niños que entienden y practican mindfulness con regularidad tienden a estar más relajados. Pueden hacer frente a los factores de estrés y a las situaciones difíciles mucho mejor. Esto puede ayudar a liberar la válvula de presión en un hogar que, de otro modo, sería estresante, calmando las peleas antes de ir a la cama o a la hora de la siesta, disminuyendo los problemas en la mesa y limitando otros inconvenientes que suelen surgir en la crianza de los hijos.

 

Consejos para enseñar a los niños Mindfulness

 

Los sentimientos van y vienen como las nubes en un cielo ventoso. La respiración consciente es mi ancla.

- Thich Nhat Hanh

Compartir el mindfulness con tus hijos puede ser una gran manera de conectar positivamente y ayudarles a conseguir un estado mental más tranquilo.

Aquí tienes algunos consejos para ayudar a tus hijos a aprender mindfulness:

 

Promover la atención plena como herramienta para los sentimientos y emociones difíciles.

Como adultos, sabemos lo difícil que puede ser controlar nuestras emociones y sentimientos. Pero también sabemos que lo hacemos mucho mejor que cuando éramos niños. Cuando eres joven, emociones fuertes como el miedo, la preocupación y la ira pueden aparecer como tsunamis insuperables, y puede parecer que no hay salida.

Enseñar mindfulness a tu hijo puede ayudarle a aprender que los sentimientos y las emociones difíciles no tienen por qué mandar automáticamente. Con la respiración consciente y la práctica de centrarse en una sola cosa, tu hijo puede aprender a controlar sus pensamientos y dejar que las preocupaciones y la ansiedad se alejen.

Incorporar la actividad física.

Los niños especialmente activos se beneficiarán de incorporar la actividad física a la atención plena. Al fin y al cabo, incluso para los adultos puede ser difícil sentarse a meditar con atención plena. Para practicar la atención plena mientras se está activo, salgan a dar un paseo con atención plena, jueguen una partida silenciosa de ping pong o prueben juntos un poco de yoga con atención plena.

 

Utiliza técnicas de mindfulness para explorar la naturaleza.

La naturaleza es el lugar perfecto para practicar mindfulness4. Por ejemplo, puedes ir de excursión con mindfulness, hacer algo de jardinería con mindfulness o simplemente sentarte en un lugar hermoso y hacer un poco de meditación con mindfulness.

 

Muéstrales que tú también practicas la atención plena.

Practicar lo que se predica cuando se trata de mindfulness es la clave.

Para empezar con tu propio entrenamiento de mindfulness, prueba nuestra sencilla y rápida sesión de Desenrolla tu Mente. Transmitirás en directo con un instructor de meditación profesional que te ayudará a relajarte, restablecerte y aprender los fundamentos de la atención plena en solo 25 minutos.

 

Meditación para niños

La meditación infantil es otra forma de que los niños practiquen la atención plena. Para que tu hijo se sienta más consciente, es importante que le introduzcas en elementos con los que se sienta cómodo, y quizás también en algo que podáis practicar juntos. La meditación de atención plena para niños, practicada junto a ti como padre, atraerá a tu hijo y hará que se sienta más cómodo con todo el proceso.

El mindfulness para los niños es esencial para su bienestar, y cuanto antes puedas empezar, mejor se sentirán. Los niños conscientes son niños felices, y con niños felices, tendrás padres felices. Hay varios artículos sobre mindfulness que promueven la meditación consciente para niños.

Si buscas meditación de atención plena para niños, no dudes en ponerte en contacto con uno de nuestros asesores de bienestar para hablar de tus necesidades y objetivos.

 

Mindfulness para niños:

Preguntas frecuentes

¿Es buena la meditación de atención plena para los niños?

¡Sí! El mindfulness es la actividad perfecta para niños de cualquier edad, sin importar su personalidad o sus intereses. Enseñar a tu hijo a practicar mindfulness puede ayudarle a lo largo de su vida. Les enseña a lidiar mejor con el estrés, a concentrarse en una tarea y a disfrutar del momento presente sin rumiar el pasado o el futuro.

 

¿Qué actividades apoyan el mindfulness?

Puedes realizar cualquier actividad con mindfulness. Por ejemplo, puedes barrer el suelo, desherbar el jardín o limpiar tu habitación con mindfulness. Todo lo que tienes que hacer para ser consciente mientras realizas otra tarea es concentrarte en lo que estás haciendo e intentar no dejar que tu mente divague hacia el futuro o el pasado. Una buena forma de hacerlo es anotar todos y cada uno de los movimientos que haces y cada pensamiento que se cruza por tu mente. Descríbete a ti mismo lo que estás haciendo con detalles explícitos. En los momentos en los que no estés haciendo nada o no te muevas en absoluto, céntrate simplemente en tu respiración.

 

¿Qué son las habilidades de mindfulness?

Al igual que las matemáticas, la lectura o la guitarra, aprender mindfulness es una habilidad. Puedes aprender a practicar mindfulness (y mejorar en ello) a través de la repetición. Practicar todos los días es la mejor manera de conseguir la habilidad de la atención plena.

 

Referencias

https://www.cdc.gov/childrensmentalhealth/data.html

https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC6088366

https://berkeleysciencereview.com/2012/11/can-mindfulness-make-you-happier

https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC67473


 

Con la práctica de la atención plena, los niños deben empezar de pequeños

Si has utilizado la atención plena para mejorar tu propia vida, ya conoces los increíbles beneficios de esta práctica. Enseñar a tus hijos esta práctica a una edad temprana puede ayudarles a crecer en la atención plena y a utilizarla a lo largo de su vida.

¿Por dónde empezar? Pruebe nuestro servicio de transmisión Unwind Your Mind. A través de una enseñanza personalizada, tu hijo puede aprender a utilizar la respiración y la concentración consciente para frenar el pensamiento frenético y la ansiedad.

La atención plena es una herramienta que cualquiera puede aprovechar, pero el servicio Unwind Your Mind es exclusivo de Anahana. Pruébalo con tu hijo hoy mismo y empieza a ver los beneficios positivos de inmediato.

¿Qué es el yoga de la cabra?

¿Qué es una clase de Goat Yoga? Es posible que se pregunte eso mismo, y si lo hace, no es el único. El yoga de la cabra es una nueva tendencia de...

Read More

Cómo limpiar una esterilla de yoga

Si eres un entusiasta del yoga, sabes la importancia de tener una esterilla limpia. No sólo es necesario para su seguridad y bienestar, sino también...

Read More

Regalos para la meditación

¿Estás pensando en iniciar a un amigo o familiar en la meditación? Puede ser útil tener algunas herramientas de meditación a su disposición. Un cojín...

Read More